APRENDIZ DE BRUJO. Track Final. Música para camaleones.

La cadencia y los sonidos de las jornadas Música para camaleones (tercer rostro del proyecto Crea Futuros España) llegan a su último track, pero la música no deja de sonar. Como todo buen disco, vuelve sugiriéndonos escucharle una y otra vez: repasar los detalles que se nos han escapado, ir enriqueciendo lo que antes ya se ha percibido en un primer repaso. Construir muchas y muy variadas lecturas que nos aporten una mayor riqueza.

Siempre estamos aprendiendo y más si estamos ávidos y despiertos pero no hemos de olvidar que necesitamos formalidad, método y contacto con quienes tienen el conocimiento, y sobre todo, constancia, buscar que nuestro trabajo tenga continuidad, sentencia una de las primeras conclusiones surgidas de esta última jornada. Su método, esta vez, se ha planteado volver el camino que en los cuatro cortes anteriores se anduvo. Una jornada con ánimos de revisión, de repaso, de recuento de la experiencia. O lo que desde Música para Camaleones se ha dado en llamar Track 5. El Aprendiz de Brujo.

Mariana Pfenniger, de Trànsit Projectes, fue la encargada de guiar este recuento, destacando, sobre todo, la operatividad práctica, la praxis y la importancia no sólo de generar conceptos sino de pasar a la acción y, sobre todo, de procurar constancia, supervivencia.

El repaso a los encuentros anteriores de estas jornadas destacó puntos muy interesantes de cada uno de los tracks: del Track 4. Cooperar, Coproducir, Colaborar se subrayaron conceptos como la interdependencia entre asociaciones y proyectos culturales, o la necesidad de “salir del espacio establecido” en museos o instituciones. El Track3 resaltó cómo las habilidades y el reforzar las deficiencias de cada uno puede hacer del trabajo un camino exitoso. Las redes centraron los dos primeros tracks, aspirando a construir entramados complejos pero efectivos, que no devalúen su operatividad por aspirar a incluir el mayor número de nodos y, sobre todo, que sean permeables y busquen no sólo la inclusión de los iguales sino la riqueza de la variedad.

Las jornadas reunieron, durante los cinco encuentros que las conformaron, a representantes de instituciones, proyectos y espacios culturales bajo una idea general que impulsa a repensar la actividad del sector de la cultura en tiempos de crisis, impulsando mutuamente a sus actores para que se transformen constantemente: una mirada más allá de la situación actual;  si todo es posible, si en el pasado imaginaron un futuro en el que todo era posible, ahora es nuestro momento… ¿qué futuro queremos plantear?

Etiquetas: , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *